Intimidad (parte 1)

Esta semana leí dos veces esta frase. Dios no tiene preferidos, tiene íntimos.
Aludiendo a lo que entendemos como mantener una relación estrecha de oración, alabanza y adoración con Dios.

Este nuevo “mover” con respecto a las alabanzas cantadas en la iglesia en Latinoamérica, surge hace años. Es variado y personalmente me gustan mucho algunos exponentes.
Pero en un comienzo del movimiento se cimentaron ciertos textos bíblicos, sobretodo de los Salmos para darle fundamento a lo que se hacía.

El gran texto creo yo, desde donde se fundó todo fue este.

“Dios habita en las alabanzas de su Pueblo” Salmo 22;3.

En otras palabras, lo que algunos enseñaban de este texto, es que cuando cantamos, ocurre algo, Dios “baja” sobre el culto y se produce una suerte de entronización (Suena parecido a cuando el sacerdote levanta la ostia en la misa y algo sucede con la oblea).

Si me permiten quiero dejar unos pensamientos.

1. El salmo 22 no dice que cuando el pueblo canta Dios se hace presente de una manera especial.
Alonso Schokel, uno de los capos en exégesis de los salmos (junto con otros) propone esta lectura del versículo 2 y 3.

“Señor a ti clamo de día y de noche y no respondes.
Pero tú estás en el SANTUARIO (kadosh, Santo o santuario), ENTRONIZADO SOBRE LAS ALABANZAS de Israel”.

La imagen del salmo evoca el lugar Santísimo, donde se creía que Dios tenía su trono.
En tiempos del Templo, los fieles tenían la idea que en el lugar Santísimo Dios mismo se sentaba sobre la tapa del Arca. (Que era un cajón de madera recubierto de oro con la imagen de dos querubines adorando)

El trono era el Arca y las “alabanzas” (tehillot) eran los querubines que le adoraban día y noche sobre el propiciatorio del arca.

En otras palabras, el salmo es un Salmo en medio de la angustia, donde el desdichado que siente que su vida se ha visto golpeada hasta sus sustratos más profundos, tiene la esperanza que aún cuando todo se ha movido en su vida, en el trono (el Arca del pacto en el santuario) Dios se mantiene firme, reinando.
Entronizado sobre aquellos querubines que le adoran día y noche. Sentado sobre las alabanzas.

Otra opción de lectura es.
“Señor tú eres Santo, tú eres el Rey y eres el motivo de alabanzas de Israel”

Sea lo que sea, el texto no dice que explícitamente cuando uno canta en un culto, Dios baja exclusivamente por escuchar los acordes y a su pueblo cantando.
Sin desmerecer lo uno, la idea es aclarar que ese texto no enseña lo que muchos creen. Posiblemente pueden haber otros textos, pero ese no dice lo que creímos que decía.

Otro texto interesante de los salmos que habla sobre “La generación que busca a Dios”.

Salmo 24:4-6
” Quién puede subir al monte del Señor?
El de manos limpias y corazón puro. El que no acude a ídolos ni jura en falso.
Este es el grupo de personas que buscan de verdad al Dios de Jacob”.

Este es un salmo que se usaba en la peregrinación al templo.
Sin duda hace recordar una de las bienaventuranzas.
Bienaventurados los limpios de corazón, porque ellos verán a Dios ( tendrán acceso a Dios).
Luego dice Jesús, bienaventurados los misericordiosos porque ellos recibirán misericordia.

El salmo alude al centro último de las motivaciones y a las acciones concretas.
Los que buscan a Dios son los que tienen conciencia limpia y manos limpias, eso en otras palabras es saber que tus manos no están manchadas.
David no pudo construir el santuario porque para Dios un hombre violento como él, no podía construir algo que justamente está para reconciliar y no para promover la ira o el daño a un tercero.

Para Jesús la misericordia y la pureza de corazón son las dos caras de una misma moneda. El misericordioso no es el que tiene lindas intenciones sino que ayuda de manera concreta a las necesidades del otro, movido por las intenciones correctas hacia el otro.

Luego el salmo dice, ” El que no acude a ídolos y no jura en falso”
Muchos proponen que esta cláusula está dentro del marco legal.
Jugar en falso es el acto de dar un falso testimonio contra alguien en un juicio.

Que vengo diciendo para resumir.

Buscar a Dios para estos textos no es la contemplación pasiva de alguien que vive levantando sus manos y viviendo una piedad íntima.
Intimidad , buscar a Dios conlleva una vida piadosa de contemplación a Dios, pero que no se queda en el vacío, sino en vivir relaciones interpersonales basadas en la justicia y la misericordia.

#UlisesOyarzún

Fuente: https://www.facebook.com/UlisesOyarzun/posts/901999963242827:0

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s